Blog

EFIK | 30 enero 2020 |

¡Vigila con no deslumbrarte!

Hoy en día estamos las 24 horas del día conectados con distintos aparatos electrónicos. Ya sea el teléfono móvil, el ordenador, televisión, tablets… Esto es un completo desgaste visual, ya que si no tomamos las medidas de seguridad adecuadas, puede que nuestros ojos se vean afectados en un futuro de corto o largo plazo.

Entendiendo la importancia que tiene cuidar nuestra salud visual, ahora hablaremos sobre el deslumbramiento. ¿Qué es? ¿Cómo nos puede afectar? Cuáles son las formas para reducir dicho problema? Todas las respuestas a estas preguntas las encontrarás en este mismo artículo. ¿A qué esperas? ¡Vamos a ello!

¿Qué es el deslumbramiento?

Llamamos a deslumbramiento cuando tenemos una sensación molesta en nuestros ojos debido a un área de exceso brillo en el campo de visión. Para poner un claro ejemplo que nos podamos encontrar en una situación cotidiana sería el caso de mirar una bombilla de manera directa o ver el reflejo del sol en un lago. Esa sensación molesta que podemos tener en nuestros ojos se le llama deslumbramiento.

Aunque pueda parecer que solo existe un tipo de deslumbramiento, la verdad es que tenemos en concreto 2 especies. La primera de todas la llamamos “el perturbador” y la segunda nos referimos a “al molesto”.

En cas del perturbador consiste cuando no podemos enfocar bien nuestra visión debido a que esta se a vuelto borrosa y sin nitidez. La desaparición de esta es de manera progresiva cuando la causa que ocasiona esta visión molesta desaparece. Por ejemplo, cuando nos cruzamos con un coche con las luces de largo alcance encendidas. En el momento que desaparece el coche, nuestra visión volverá a la normalidad. 

En cambio, “el molesto” se provocado por una luz demasiado intensa y duradera que nos producirá una fatiga visual. El principal motivo que causa dicha anomalía está provocada por la mala gestión de iluminación en interiores cerrados. 

Dentro de estos dos tipos nos encontramos con otros dos subtipos. Los que producen el deslumbramiento de manera directa (es decir, mirando directamente el foco de luz) y los que se producen a través de una forma indirecta (aquella que se ve reflejada en distintas fuentes o superficies). 

¿Qué mide el UGR?

El UGR, o lo que es lo mismo, el Índice de Deslumbramiento Unificado, es el indicador que nos muestra cómo de molesto es el brillo que perciben nuestro ojos según la posición del observador y la dirección de la vista. 

Cuanto mayor sea el índice, mayor será la intensidad que perciba nuestro ojos a causa de un posible deslumbramiento. 

¿Qué es el confort lumínico?

Estudios afirman que la cantidad de luz que debe percibir el ojo humano es entre 3 y 100.000 lux, y en caso de querer desarrollar una actividad de manera cómodo deberemos contar con un mínimo de 100 y 1.000 lux. Por este motivo, la definición del confort lumínico se caracteriza como la sensación visual agradable que percibe el ojo humano al desarrollar una actividad. ‘

¿Cómo identificamos ambientes con alto UGR?

El deslumbramiento es causado por el exceso lumínico en una superficie o espacio donde nuestros ojos se ven afectados al tener dificultad para enfocar, borrosidad o incluso malestar visual. Es por este motivo que es muy común que esto produzca molestias visuales o incluso dolores de cabeza. 

En caso de tener estos síntomas, sería conveniente reducir el brillo del aparato que emita dicha luz para conseguir que desaparezca estos problemas.

EFIK, tu empresa de confianza

Como Empresa de Reformas tenemos la finalidad de reformar y adaptar los espacios públicos y privados, ya sean locales, oficinas o comercios. Con un  estilo actualizado y moderno, para optimizar al máximo la renovación del inmueble.

En EFIK somos especialistas en crear y construir nuevos espacios. Somos especialistas en Reformas Parciales y Reformas Integrales, sobretodo de oficinas, despachos, locales comerciales y naves industriales.